“Prefiero trabajar 20 horas por día por mí y no 8 para un jefe de un laburo que no me interesa”

Rebelde, auto-didacta y libre. Así podríamos definir a Guadalupe Gandlaz, una mujer que ha sabido abrirse paso en el mundo del periodismo musical, y al día de hoy hace prensa y difusión para varias bandas del rock under. Hoy, en una entrevista exclusiva con La Manzana Podrida, nos cuenta su particular historia.

Al aire radio bar

En tu biografía profesional leímos que empezaste en el ambiente musical en el año 2011, después de recibirte de productora de radio ese mismo año en el ETER, de la mano de Sebastián Saavedra en “Gemelo Producciones”, ¿Nos podrías comentar más en profundidad como se te presentó aquella oportunidad de trabajo?

El último año en ETER teníamos prácticas al aire en la radio de la facultad. Yo conducía un progama musical, mediante un conocido llegué a Sebastián y lo invité para entrevistarlo.

Como ese año me recibía, estaba buscando un trabajo más relacionado con mi profesión y Seba siempre necesitaba gente para laburar en boletería, o en la barra para los shows de la productora, y así comencé a trabajar en Gemelo.

 ¿Cómo fue trabajar en “Gemelo Producciones”?, ¿Con Sebastián Saavedra existía la relación jefe/empleada o el vínculo era otro?, ¿Qué te dejó esa experiencia laboral?

Como toda experiencia, fue super enriquecedora. Aprendí muchísimo y conocí un montón gente. A Seba le hacía ruido que lo llamara jefe, y siempre, si bien era el comandante del barco, me hizo sentir a la par. Años después, cuando volví a la productora, ya como prensa, siempre respetó mi laburo y confió en mi criterio para desarrollar esa tarea.

En tu biografía, mencionas que en el 2015 empezaste a trabajar como asistente de Mónica Delfino. ¿Quién es Mónica Delfino y que significó para vos trabajar para ella?

Moni fue mi mentora en la prensa. Con ella pasé por muchas de las experiencias más divertidas que me tocó vivir en la música. Me enseño mil cosas que hoy en día sigo poniendo en práctica, y quienes laburan conmigo me han escuchado muchas veces usar la expresión “Moni siempre decía que…”. Luego de recibirme venía muy frustrada por no poder desarrollarme en el área periodística, y ella fue la primera que me pagó un sueldo por hacer lo que amo, y para lo que me capacité. Que alguien valore así tu camino, y te ayude a progresar es invaluable.

En un momento, decidiste independizarte de Mónica Delfino y trabajar por tu cuenta. ¿Fue difícil tomar esa decisión?, ¿Por qué la tomaste?

En mi etapa de trabajadora previa a la prensa tuve muchos laburos más “convencionales” y siempre la pasaba mal. Sentía que se podían hacer mejor las cosas y nadie me daba bola, o tenía que acatar reglas que a mi criterio eran boludeces, y siempre me frustraba. Pasaba un tiempo, renunciaba, me buscaba otro trabajo, y era la misma situación. Con Moni cumplí mi ciclo, aprendí muchísimo, y quise intentar lo que había querido siempre, que era trabajar por mi cuenta. Al mismo tiempo recibí la propuesta de volver a Gemelo como encargada de prensa de las bandas de la productora, y me pareció que era una oportunidad que no tenía que dejar pasar.

Camarines de La Trastienda con Pezones Cardozo - Diciembre 2017

¿Es difícil ser mujer y estar metida en el ambiente musical?, ¿Cómo hiciste para abrirte camino e imponerte?

Es dificil ser mujer y estar metida en el ambiente laboral, jajaja. Honestamente no pasé por ninguna situación extremadamente border, pero en la música siempre hubo un prejuicio con la mujer, y cuanto más joven peor. Creo que eso está cambiando y por suerte cada vez somos más, tanto arriba del escenario, como en management, prensa y producción. Yo, particularmente, siento que las bandas con las que trabajo y los medios que me brindan el espacio para difundirlas me respetan, porque ven mi labor, más allá del género. Intento ser prolija, ordenada, de facilitarle el laburo a todos, y eso se valora.

¿Te gusta ser tu propio jefe y dedicarte todo el día a tu trabajo o a veces te gustaría cumplir un horario de oficina de 8 o 10 horas y después ir a descansar a tu casa?

Nada me hace más feliz. Prefiero trabajar 20 horas por día por mí y no 8 para un jefe de un laburo que no me interesa. Me la paso aprendiendo, y por suerte este trabajo es muy divertido, y re dinámico: no hay dos días idénticos. Te hace conocer gente, viajar… Lo volvería a elegir una y mil veces.

¿Qué pensas de aquellos profesionales de la comunicación (periodistas, diseñadores gráficos, licenciados en comunicación social, productores de radios, guionistas, etc.) que tienen como máxima aspiración conseguir un buen trabajo en relación de dependencia? Según tu punto de vista, ¿De qué se están perdiendo?

El trabajo freelance no es para cualquiera. Hay que tener muchísima conducta. Yo laburo en casa, tengo una oficinita armada, pero a veces trabajo hasta desde la cama. Como todo el mundo, hay días que no tengo ganas de hacer nada, y ahí aparece lo complicado, porque no tenés un jefe que te “obligue” a ponerte a trabajar.

Creo que los colegas que trabajan en relación de dependencia ganan estabilidad (que en el mundo independiente es una incertidumbre constante) y se pierden las cosas que yo más valoro que son la libertad e indepencia total, y las oportunidades que te sacan de lo convencional. Nunca se sabe si mañana te van a llamar para laburar en el show de tus sueños, para pedirte que organices una gira en un lugar que morís por conocer, o vaya uno a saber… Por suerte a lo largo de estos años me han sorprendido bastante, y me motiva trabajar para que sigan apareciendo esas chances.

 En el ambiente de la radio, como bien sabrás, las ofertas ad-honorem o tener que pagar por el espacio y después conseguir auspiciantes son cosas que ocurren a menudo. Muchos profesionales, al ver este tipo de anuncios, se ofenden y dicen que está mal “tener que pagar para trabajar” Vos, como profesional en la radio, ¿Cuál es tu opinión al respecto?

Cada día es más dificil que te paguen (al menos en la radio que es el único medio en el que busqué laburo activamente). No creo que sea para ofenderse, pero depende de la situación: si me llaman de una gran emisora no voy a ir a trabajar gratis para que ellos ganen plata, mientras yo les doy mi tiempo, mi conocimiento y mi experiencia. Rotundamente no. En cambio, si es un espacio abierto destinado a ganar experiencia, y se puede sustentar, me copa más. De todos modos, personalmente, considero que eso dura un tiempo (o al menos así fue en mi caso) porque uno necesita recursos económicos para vivir.

Hace años que no hago radio ad-honorem, y habiéndome recibido en 2011 recién en 2017 me convocaron para mi primer y único trabajo rentado en radio, para producir la tercera temporada de un programa diario,  pero desde mi ingreso el proyecto duró solo 5 meses, porque es muy difícil para una radio alternativa poder afrontar los gastos que se generan y encima pagar sueldos. Creo que los profesionales de la comunicación somos pocos valorados por los medios, y estos prefieren gente más conocida que capacitada, así que una de las pocas alternativas (diría casi la única) para hacer radio es alquilar un espacio y generar publicidad para sustentarlo.

Volviendo a tu experiencia laboral. Trabajaste haciendo difusión para las bandas Paraselene, Pezones Cardozo, Nincógnita, Apunados, Don Cabot, Sigmaluca, Matz, Condición Humana, Ojalá y O’Connor. ¿Nos podrías comentar brevemente sobre cada banda y las proyecciones que tienen de cara al futuro?

Podría estar mucho tiempo hablando de cada una, pero sobre todo en las bandas under, creo que una vez que deciden delegar la comunicación y difusión de música, entendieron que tener un equipo que respalde debajo del escenario lo que se hace arriba es un salto de calidad tremendo.

¿Mi trabajo lo pueden hacer las bandas solas? Claro, y también pueden conseguir locales para tocar, firmar los contratos, diseñar volantes, mandarlos a hacer, repartirlos, armar una gacetilla, conseguir notas, publicar en las redes sociales regularmente, chequear que haya agua en el escenario al momento de subir a tocar, hacer los números al final del show, y muchas cosas más, pero cada minuto que usan para tareas de producción no lo utilizan en la música, y es desgastante.

He visto el progreso de cada una de las bandas que trabajaron y trabajan conmigo, y eso se debe al compromiso que toman. Respetan mi laburo, van a las notas, y saben que cada espacio de difusión debe ser capitalizado de la mejor manera y lo agradecen. Algunas de las bandas mencionadas se han separado o están en un impasse, porque es muy difícil la continuidad. Otras por suerte siguen creciendo, y siguen confiando en mí para difundir su arte. Siempre digo que las bandas son como un matrimonio múltiple, y no estamos todos preparados para semejante compromiso.

A punto de salir de gira con Paraselene Rock

Por último, ¿Qué les dirías a todos aquellos profesionales de la comunicación y el periodismo que nos están leyendo y no tienen empleo? Si dejaste el CV en todos lados y aun así no te llaman, ¿Qué se puede hacer?

Podría dar el mensaje más esperanzador del mundo y decir que tarde o temprano, si tenés vocación, alguien va a tocarles la puerta y te va a contratar, pero es mentira. No alcanza con eso.

En el medio nada sucede por arte de magia y hay que estar en constante movimiento para que las cosas lleguen.

En el verano del 2015 estaba completamente frustrada pensando que iba a cumplir un cuarto de siglo y no había logrado casi nada de lo que había proyectado. Volví de vacaciones y me propuse que eso iba a cambiar, y me empecé a focalizar en lo que realmente quería. Rechacé cada propuesta laboral que no estuviera relacionada con el medio, busqué con más dedicación aún, y apliqué para una pasantía en una agencia de fotografía, y después me llamó Moni, y después Gemelo… A fuerza de empeño y perseverancia llegan oportunidades, y depende de uno capitalizarlas y dirigirlas hacia el objetivo que uno tenga.

No hay que dejar de capacitarse, de hablar de proyectos, de ideas, rodearse de colegas, conocer nuevos. Es la única forma de ayudar a las circunstancias.

No hay una fórmula, la verdad, pero parafraseando a mi queridos Pezones Cardozo “no busqués atrás, el camino está adelante”, siempre.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s