Pan y rosas…y CAMBIEMOS.

En los tiempos que corren, sin lugar a dudas la mujer ha tomado un rol fundamental en nuestra sociedad. Movimientos sociales como “Ni una menos”, han logrado que se pongan sobre la mesa temas como la violencia machista (en todas sus formas), los femicidios, la necesidad de la comisaría de la mujer y una línea telefónica exclusiva para denunciar casos de violencia, el acoso callejero y en el trasporte público, desigualdad laboral, aborto legal, entre otros bastiones que han difundido y defendido desde el 3 de junio de 2015, fecha en que se organizó la primera marcha de “Ni una menos” a lo largo y a lo ancho del país.

En los últimos años, diversas agrupaciones, movimientos y ONGs feministas han crecido y tomado un rol protagónico, como Las Rojas, Mujeres En Igualdad, Mujeres de Artes Tomar, entre otras.  Ante este fenómeno social, era de suponer que las distintas fuerzas políticas quisieran sumarse a la “ola feminista”, con cierta expectativa.

Sin lugar a dudas, el partido político que mejor ha sabido capitalizar este fenómeno fue el Frente Cambiemos (PRO + Coalición Cívica ARI + UCR), que desde el año 2015 ha apostado por candidatear a María Eugenia Vidal como Gobernadora de la Provincia de Buenos Aires, territorio que hasta ese entonces nunca había sido liderado por una mujer.

En el año 2015, en plena campaña electoral, María Eugenia Vidal (que hasta ese entonces era una Vice-Jefa de Gobierno de perfil bajo) salió en televisión a decir que había “mucho macho preocupado” con su candidatura. A partir de esta frase, fueran muchas las mujeres que inclinaron su voto a favor de Vidal, que contrastaba a la perfección con la imagen arcaica, machista y prepotente del candidato kirchnerista Aníbal Fernández, que incluso fue cuestionado y puesto en duda por gente de su mismo partido.

Ahora, en 2017, en una nueva contienda electoral, el equipo de Cambiemos ha sabido armar estratégicamente las listas de candidatos a diputados y senadores, respetando la premisa del “viento feminista”, que una vez más ha soplado en su favor en las recientes PASO.

En el cierre de campaña en la localidad bonaerense de Azul, el presidente Mauricio Macri resaltó que María Eugenia Vidal “está poniendo en vereda a todos los machos de la Provincia de Buenos Aires” De esta forma, la ruleta  “Mujeres vs. Machos” vuelve a girar una vez más, generando un juego donde Cambiemos sabe cuántas fichas apostar y en qué lugar.

pan y rosas y cambiemos

Encabezando la lista de Capital Federal, Cambiemos ha elegido a “Lilita” Carrió, que a pesar de haber mutado varias veces de partido, su imagen es considerada por muchos como “guardiana de la moral”, debido a su gran cantidad de denuncias contra hechos de corrupción.

En Provincia de Buenos Aires, siguiendo la línea de “moral”, han escogido a Graciela Ocaña para que encabece la lista de diputados. No nos olvidemos que ha Graciela Ocaña se la vincula con la lucha contra la mafia de los medicamentos, tomando un rol activo en dicha causa e incluso, siendo víctima de amenazas.

En cuanta a la lista de senadores por la Provincia de Buenos Aires, si bien la lidera el ex – Ministro de Educación Esteban Bullrich, María Eugenia Vidal ha tomado la voz cantante en la campaña, demostrando gran endereza y personalidad, como por ejemplo, en una pelea mediática que tuvo con Diego Brancatelli, que tuvo una gran repercusión a su favor.

Los resultados de la estrategia de Cambiemos están a la vista, al menos en la instancia de las PASO, donde fueron la mejor fuerza a nivel nacional ganando provincias claves, como Córdoba, San Luis (donde los hermanos Saá no perdían hace 34 años una elección), Santa Cruz (tierra gobernada por Alicia Kirchner), Santa Fe (donde lograron imponerse al socialismo), entre otras provincias.

En Capital Federal ganó por escándalo, con un 49,5% de Lilita Carrió, que superó ampliamente a Unidad Ciudadana, que obtuvo un 20,73% en una interna de 3 candidatos (Filmus, Guillermo Moreno y Hogman) Una vez más, y a modo de Déjà vu, se puede observar un contraste entre una mujer con buena reputación (En esta ocasión Carrió, anteriormente Vidal) y un hombre con imagen prepotente y fuertemente cuestionado por gran parte de la sociedad (En esta ocasión Guillermo Moreno, anteriormente Aníbal Fernández)

En Provincia de Buenos Aires, Cambiemos también gano, pero de manera mucho más ajustada. Según el recuento definitivo, Esteban Bullrich se impuso con el 34,19%, y la lista de Unidad Ciudadana, encabezada por Cristina Kirchner, obtuvo el 34,11%, perdiendo por menos del 1% de los votos.

En provincia de Buenos Aires, Vidal tomó la posta de las elecciones legislativas, como si fuera una especie de “candidata sin boleta”, como si tuviera la necesidad de decirle a los bonaerenses “voten a Esteban Bullrich, viene de parte mía”

El problema es que el ex ministro de educación  se muestra con demasiado perfil bajo y en silencio, lo que nos obliga a preguntarnos como ciudadanos si dicho silencio será solo por las elecciones, o seguirán “hablando por él” una vez que sea senador en el Congreso de la Nación.

Todavía falta mucho camino por recorrer, pero la nobleza intelectual, más allá de la ideología política, debería interpelarnos esta pregunta, porque no hay que olvidarse que el Congreso no es un “despacho” o “sub-secretaria” de los distintos cargos ejecutivos (Presidente, Gobernador, Jefe de Gobierno, Intendente), sino una entidad donde se debe garantizar la independencia y la soberanía del Poder Legislativo.

No hay que olvidarse que las elecciones legislativas se definen recién en el mes de octubre, y que esta contienda fue solamente una instancia clasificatoria, pero que al mismo tiempo sirve como parámetro para ver y conocer como la población inclina su voto a favor de una u otra fuerza política. Todavía falta mucho, pero veremos si los “vientos feministas” siguen soplando o no a favor de Cambiemos.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s